Saltar al contenido

SUBCAMPEONES 1930: Con un arquero del mate, y un 9 quemero

31 julio, 2020

Un poco de historia

Después de una década norteamericana de boom crediticio, ganancia fabulosa de bancos, y persecución de anarquistas (pena de muerte, con un juicio ya pactado en su contra, para Sacco y Vanzetti, en 1927), en Estados Unidos. Período de hipotecas subprime, como sucedió después en la crisis de 2008, si recordamos el último crack financiero reciente.

Posterior al Jueves negro de Octubre de 1929, que provocaría el derrumbe de la Bolsa de Nueva York. Pero, antes del primer golpe de Estado argentino, contra el radical Hipólito Irigoyen, comenzó a correr la pelota, por primera vez en una competencia de football-como escribían en los medios argentinos en aquella época-. Veamos…

Puntapié Inicial y algunas perlitas

En el Río de la Plata se cruzaron 13 selecciones, y el 13 de Julio comenzó el primer mundial de fútbol en Uruguay. En mayo de 1929 en Barcelona la FIFA reconoció la mención a Uruguay para que realizara el primer Campeonato mundial de Football.

El partido inaugural lo jugaron Francia y México, para el grupo A que integraban junto a la Argentina y Chile. A los 19 minutos sucedió el primer gol en la historia de los mundiales, Lucien Laurent pateó alto entrando al área de la derecha al centro, y le marcó a Oscar Bonfiglio, arquero mexicano. Francia derrotó 4 a 1, a los aztecas. Lorent era empleado de la empresa Peugeot, y combatió en la segunda guerra mundial. Alexander Villaplane, el capitán francés años después se alineó a los nazis, quedando en el bando contrario a Laurent. Yugoslavia tenía varios jugadores afiliados al Partido Comunista, de fuerte activismo. Tambien, se cuentan historias que Villaplane, se habría dedicado a la delincuencia. Los mexicanos volvieron a perder 3 a 0 con Chile, y nuestra selección los venció 6 a 3.

El 15 de Julio a las 16 horas, comenzó en Montevideo, el camino por los mundiales del equipo argentino.

Ángel «maravilla» Bossio, arquero de Talleres de Remedios de Escalada, Juan Evaristo de Sportivo Barracas, Jose Della Torre, nacido en Avellaneda, y de Racing, y Ramón «el fuerte» Muttis, de Boca: Luis «doble ancho» Monti de San Lorenzo, Pedro Arico Súarez, Boca Juniors, y Roberto Eugenio Cerro, otro boquense: Natalio Perinetti, wing derecho que a los 14 jugaba en Talleres de Escalada, en ese momento en Racing, Mario Evaristo, wing izquierdo de Boca juniors, y los dos centrodelanteros; Francisco «pancho» Varallo de Boca, y Manuel Ferreira, capitán de Estudiantes de la Plata. Estos once vencieron 1 a 0, con gol a los 81 de Monti a Francia, en el primer partido de Argentina por copas del mundo.

Selección Argentina que participó por primera vez, en un mundial en 1930.

Una de las perlitas fue que por falla del cronómetro Gilberto de Almeida, terminó el partido seis minutos antes. Los franceses se indignaron y los uruguayos invadieron el campo de juego. Cuando el árbitro quiso reanudar los criollos estaban en las duchas. La otra fue que Ferreira, el capitán nacido en Trenque Lauquen, tras terminar el partido volvió a Buenos Aires. Se metió en las aulas de la facultad de Derecho, para rendir uno de los últimos exámenes para escribano, que calificó con un 10. Aunque no pudo llegar para el segundo partido, que la celeste y blanca goleó 6 a 3 a México. Dos de Francisco Varallo, tres de Guillermo Antonio Stábile, centroforward de Huracán, y el otro de Adolfo Zumelzú, jugador de Estudiantil Porteño.

La primer final

Argentina había vencido a Francia, México y Chile 3-1. En la semifinal, el 26 de Julio, goleó 6-1 a Estados Unidos. Uruguay le había ganado en el Grupo C 1 -0 a Perú, y 4-0 a Rumania. En la semifinal venció el 27 de Julio, 6-1 a los Yugoslavos.

A las 14.15 en el Estadio Centenario, comenzó a correr la redonda, para ambos equipos sudamericanos.

Nacido en la barriada de Parque Patricios. Stábile goleador del Mundial en Uruguay, con 8 tantos. Entre 1924 y 1930 hizo 100 goles y de Huracán se fue a jugar al Génova.

El aquero que reemplazó al titular en la semifinal y final era Juan Bottasso, de Argentino de Quilmes; Juan Evaristo, José Della Torre, y Fernando Paternoster de Racing; Luis Monti, Pedro Suárez y Mario Evaristo; Carlos Peucelle, wing derecho de Sportivo Buenos Aires, Manuel Ferreira, el wing izquierdo, y como centros pancho Varallo y Guillermo Stábile. Dirigidos por Francisco Olazár. No hubo jugadores de Independiente, ni de River.

Los uruguayos formaron con Enrique Ballesteros; Ernesto Mascheroni, José Nasazi ,Lorenzo Fernández y José Andrade; Victorino Santos Iriarte, Álvaro Géstido, Hector Scarone, José Cea, Alvaro Dorado, y Hector Castro. Dirigidos por Alberto Suppici. Los locales se fueron al descanso, 1-2; (a los 12´Dorado, a los 20′ empató Peucelle, y a los 37´Stábile marcaba el segundo). Tras el descanso, los charrúas lo dieron vuelta. A los 57´Cea, y Santos Iriarte hizo el tercero a los 68´. Faltando un minuto, Castro selló el 4 a 2 definitivo.

Así, Uruguay era el primer campeón del mundo, el 30 de Julio de 1930.


Matías J. Escot es docente de Historia . Apasionado por la historia argentina, letras y política. Escritor, divulga la historia de nuestro país en Relatos del Sur Autor del libro “Escritores en Combate 1”