Saltar al contenido
Entre Nos Social Info

PAPPO: EL REY DEL BLUES LOCAL

18 marzo, 2021

El extraño de pelo largo

Corre el año 1967, es la década en la que Rolling Stones y Beatles le vuelan la cabeza a una generación de jóvenes, que quieren cambiar el mundo. En un año se llenarán de estudiantes y trabajadores las calles parisinas, y un poco después sucederá el cordobazo contra el gobierno de Onganía. Nuestro personaje deambula con la guitarra al hombro, toca la guitarra en plazas con hippies, frecuenta comunidades de músicos, y puede quedarse días conviviendo en casas abandonadas, donde hay música, flores y algo más. Ahí camina el chico nacido en Artigas y Camarones, el hijo de Ángela Torti y Carlos Napolitano, un metalúrgico, medio hosco y trabajador como todo tano. La hermana del personaje en cuestión se llama Liliana, y estudiará piano inclinándose por la música clásica. El muchacho de 17 años, pelilargo y reo que nos convoca se llama Norberto Aníbal Napolitano, Pappo, el último 10 de marzo hubiese cumplido 71 años.

Pappos Blues en los 70′

En 1971, junto con David Lebón y Black Amaya en batería, graban Pappos Blues I, iniciando un sonido que mezcla con Blues, con rock pesados, y unos riffs, estridentes. Almendra, Pappo, Manal, son las bandas, que resuenan en una sociedad marcada por la represión del onganiato, los movimientos de liberación antimperialista, y el clamor por la vuelta del General Juan Domingo Perón. El Tren de las 16, Blues de Santa Fe, el clásico Desconfío, son temas de Pappo Blues Volumen II. Antes de Pappos Blues III, en 1972 se irá 8 meses, a intentar suerte y aprender a Londres. Ya escuchó a Black Sabath, a Cream, Hendrix, Eric Clapton. Cuando retorne formará un trío y grabará Papos Blues III, de ese disco surge Sucio y desprolijo. Grabará hasta 1978, Pappos Blues, volumen VII, y seguirá formándose y construyendo un sonido blusero, a veces, y otras estridente, único.

“No cambia nada estar un poco sucio, si mi cabeza es eficaz”

Sucio y desprolijo. Disco. Pappos Blues II (1972)

Bienvenido Riff a los 80′.

Adios Pappos Blues/Bienvenido Riff en 1981, marca una década de profundización del rock duro, frente a la bestia pop ochentosa que inunda el mercado argentino, junto a los sintetizadores y las baterías electrónicas, que parecen acapararlo todo. periférico el Carpo no reniega de su apuesta, en una letra que podría representar a este realismo capitalismo ultratecnológico, Pappo dice;

«La ciudad del mundo nuevo, duerme su sueño de paz, ve la vida en un video, y se le va la vida, creo (…) Humanoides disidentes, viven la alerta total, y heroicos sobrevivientes, darán el golpe final!»

Pantalla de un mundo nuevo, Disco, Contenidos. Riff 1982.

De Mi vieja a B.B KING. Los 90′.

Aquel hombre suburbano, que imponía un lenguaje musical metálico, cocido al fuego de Sabbath, Metálica y Van Halen, tendrá un éxito comercial. Su disco Blues Local (1992) incluye un hit, Mi vieja, que pega en tiempos que Norma Plá marcha en la calle contra la mísera jubilación impuesta por Domingo Felipe Cavallo, y el consenso de Washington. El disco del carpo es el mayor éxito de su carrera, vende 200.000 copias, y como si fuese poco, traza amistad, tras tocar en el gran Rex, con Riley Ben King, (B. B King). En agosto del 93, es invitado por el ícono del blues a tocar en el Madison Square Garden.

Pappo sembrará amistad con varios bluseros, en especial con Deacon Jones con quien grabará un disco (Pappo with Deacon Jones, 1993) y tiempo después con el baterista Carmine Appice (Jeff Beck). Mediados de la década de los
‘90 es el gran momento de Pappo en términos de masividad. Riff telonea los shows de AC/DC y Motorhead en
Buenos Aires, cuentan del fanatismo del guitarrista Phil Campbell.

Buscate un trabajo honesto

Para cerrar, cuando moría el milenio, y el 2000 nacía electrónico, apareció la pelea con DJ Deró, hoy no lo denostaríamos, pero deja en claro que alcance tenía cada cosa. Fierrero, cultor también de la Harley Davidson, trabajó en la serie producida por Pol-Ka, en canal 13; Carola Casini. Serie que la protagonista Araceli González, era corredora de autos. Pero, no era lo mismo el arte del DJ, que la música de Pappo, y vaya que su guitarra lo deja más que claro. En el 2003 publicó Buscando un Amor. Y un 25 de febrero de 2005 se fue tocar al cielo. El último recital se había dado en el Cosquín Rock, junto a Botafogo y en el piano Charly García.

Parte de la Información: Revista Rolling Stones. Octubre 2015. Especial para Coleccionistas. Pappo


Matías J. Escot es docente de Historia . Apasionado por la historia argentina, letras y política. Escritor, creador de www.relatosdelsur.com Autor del libro “Escritores en Combate 1”