Saltar al contenido
Entre Nos Social Info

HACIA VIERNES SALVAJES

13 agosto, 2021

Era el cumpleaños de mi hijo menor. Mis viejos, a quienes por culpa de la pandemia no veíamos hacía
varios meses, habían pasado a saludar esa mañana a su nieto. Barbijos, distancias forzadas y mucho
alcohol al 70% de por medio lograron que pudiéramos compartir un lindo momento en familia.
Hacia el mediodía se marcharon. Unos minutos después, mientras ellos volvían a su propio encierro,
sonó el teléfono. Era mi vieja. Casi ni me saludó, solo dijo las tres peores palabras que podría haber pronunciado aquel día (y aquel año también) “se murió Maradona” .

No lo creí entonces, aun me cuesta creerlo hoy. Era el día mas esperado por mi hijo y yo andaba
llorando por los rincones por culpa de un tipo al que jamás pude conocer en persona.

Los días siguientes no fueron la excepción, aunque el dolor fue menguando. Fue disminuyendo
principalmente porque el tiempo pone todo en perspectiva y porque decidí aferrarme a algo. Y ese
algo fue un libro.

«solo dijo las tres peores palabras que podría haber pronunciado aquel día (y aquel año también) se murió Maradona

CHARLY LONGARINI.

Todo Mientras Diego fue el libro que publicó Ariel Scher allá por el 2018 cuando el Diego andaba
cumpliendo 58 años. No sólo es una compilación de muchos de sus cuentos que lo tienen a Maradona
como protagonista, personaje secundario o excusa, también reúne historias donde los mundiales son
mojones de un pasado a la vez personal y también colectivo. Son todos los textos que Ariel le dedicó al
Diez a lo largo de su vida y que juntos forman una obra única e irrepetible.

Maradona, según Victor Hugo Morales, «el genio del fútbol mundial».

Porque lejos de ser una simple antología de relatos, como el propio Ariel nos lo contó en la radio cuando
tuvimos la inmensa fortuna de entrevistarlo y tirar paredes al aire con él, Todo Mientras Diego era todo
lo que uno se imaginaba pero también es que Diego, Diego Armando Maradona, de repente se
trasforma en una línea de tiempo. O dicho de otro modo, se convierte, sin pretenderlo, en una
herramienta para medir el tiempo y nuestras vidas.

El cuento, cuyo título da nombre al libro, está dedicado a Leon Scher, padre de Ariel, con quien
compartió ese gol y tantos otros. Por lo tanto, cuento y libro empiezan con la simple pero también
trascendental pregunta: ¿qué le pasó a usted cuando Diego Maradona, en la mejor jugada de
cualquiera de los tiempos, le hacía el segundo gol de Argentina a los ingleses en el Mundial
de México?

El libro fue un cálido abrazo en aquellos días de ausencia. Cada día leía uno, dos o tres de sus
cuentos. Muchos me hicieron reír porque Ariel Scher, quién para mí el más grande escritor de
nuestro periodismo, maneja muy bien el humor.

Todo Mientras Diego durmió conmigo cuando intentaba leer un poco para no sentirme tan solo pero el sueño me vencía, viajó kilómetros de ida y vuelta a bordo del tren Sarmiento, caminó conmigo en mi mochila de un lado a otro y también lo leí en el baño, que es donde se lee la mejor literatura.

Hace poco me enteré que existe una terapia a base de libros. Un terapeuta recomienda libros, incluso de ficción, que tratan el dolor para poder elaborar aquello que parece no sanar. Por eso les sugiero que cuando el dolor por la ausencia de Maradona se haga carne, abracen a Todo Mientras Diego.

Porque Ariel es un distinto, es un jugador extremadamente habilidoso en eso de robarte una sonrisa cuando menos lo esperas. Ariel es el bien, y cada uno de estos relatos son vacunas en esta pandemia que es la tristeza.

Charly Longarini. Escritor y periodista. Lo lees en http://aveces-eltiempo.blogspot.com/