Saltar al contenido
Entre Nos Social Info

HACIA VIERNES SALVAJES

10 diciembre, 2021

Durante este año empecé a seguir algunas cuentas de YouTube que hablan de libros. En una de ellas, la youtuber preguntaba a sus seguidores y quienes miraran eventualmente el video: ¿Qué libro te afectó emocionalmente?
La siguiente fue mi respuesta en los comentarios:


«Hola. Antes que nada quería agradecerte por el contenido que volcás en el canal. Si bien lo sigo desde hace poco, a veces busco en el historial videos viejos como elementos de consulta. 
Respecto a que libro me afectó emocionalmente, voy a limitarme a hacer un recorte y hablar solamente de ficción. Dicho esto, el libro que me dejó con dolor en el vientre y una sensación fea durante días fue 1982 de Sergio Olguin.


Era fines de marzo, se venía un nuevo aniversario de la guerra de Malvinas. Para La Patria Futbolera, el programa de radio que hacemos con Martin Ripari y Diego Joy, quería armar un rincón literario, mi sección habitual, sobre Malvinas. 
Investigando enseguida llegué a Los Pichiciegos de Fogwil y Las Islas de Carlos Gamerro. Dos clásicos sobre aquella guerra absurda. Y cuando ya pensaba que con esos dos tenía una representación de aquella época, se me apareció la novela de Olguin.


1982 narra la historia de Pedro, un estudiante de letras, hijo y nieto de militares, que se niega a seguir la carrera en las Fuerzas Armadas. Vive con su madrastra Fátima y una hermanastra, mientras su padre combate en las Islas del sur. Un día llega la noticia de que su padre, un héroe de guerra, cayó en combate. En medio de ese dolor y de la ausencia, esa familia debe recomponerse para seguir adelante. La guerra allá a lo lejos sigue su cauce, y es precisamente ahí cuando entre Pedro y Fátima comienza una atracción que se convertirá en historia de amor, un amor prohibido, un amor secreto y tabú. 


Olguin, con su brillante pluma y con un talento impecable para crear personajes reconocibles, recrea el mito de Fedra en Argentina durante la guerra de Malvinas. En ocasiones es más poderoso aquello que no cuenta, aquello que mantiene con pericia en el fuera de campo y eso hace que la imaginación del lector complete esos espacios de miedo. Hay escenas de tortura que no son descritas pero que crecen, se agigantan en la mente. 
La novela no es larga. Me sacudió hasta el final. Una vez que cerré el libro y lo guardé en la biblioteca, no lo pude soltar emocionalmente durante días. Tenía un nudo en el estómago. Tuvo que pasar semanas hasta que pude agarrar otro. Entonces, respecto a la pregunta que hacés: el que más me afectó creo que es éste, sin dudas. 


Me gustaría leer (o ver en el canal) tu opinión sobre esta novela. Fue lo primero que leí de Sergio Olguín. Luego de 1982 leí 3 novelas más. No pasó mucho tiempo hasta que me hice su fan.»
Ah, si van a leer esta novela y algún otro libro de Sergio Olguin, busquenlo en Spotify. El escritor suele armar playlists que fueron su banda de sonido durante la escritura del texto. Es un detalle pero que dimensiona aún más la obra. Búsquenlo, no se van a arrepentir.


Charly Longarini

Periodista y Escritor. Escuchá su «Pintura de los Miércoles», en La Patria Futbolera los miércoles de 19 a 20 hs. Seguilo en sus redes.